Primo de Anónimo

lunes, 9 de abril de 2012

Divorcio a la italiana

Estimados todas/os/es 

La película de titulo homónimo es un ejemplo de esos films italianos que a través de la ironía y la sonrisa nos cuelan lo más duro y sórdido de las personas, instituciones y leyes. No se preocupen que este tipo de películas ya desaparecieron de cines y televisiones (¡Hay que ahorrar! Incluso en el pensamiento). En esta comedia-ácida italiana, Mastroianni está casado con una fea, aunque muy adecuada, mujer. Pero sus estúpidos deseos le llevan a la puerta de una señorita más joven y guapa. Ante la imposibilidad de divorciarse de su esposa (¡Estamos en la Italia del Sur en los años 60!) idea un plan para matarla sin que la pena judicial que reciba sea muy grande. Para ello piensa en buscarle un amante a su mujer y asesinarla presa del shock al saberse engañado. Al final consigue un amante para su mujer, pero es la mujer del susodicho amante la que asesina a su marido, y solo después de perder la iniciativa, y lleno de vergüenza y oprobio, Mastroianni mata a su mujer. Como era de esperar, la justicia fue muy benévola con el asesino de mujeres, permitiendo que este pudiese rápidamente casarse con su joven y guapa querida. No obstante, los últimos fotogramas de la película, en lugar de mostrarnos un punto final feliz, nos muestran que el actor se encuentra en un nuevo punto inicial y en peor situación. 

La escudería Ferrari también parece que está en los prolegómenos de un divorcio. Si no han presentado ya los papeles al juzgado y no nos hemos dado cuenta. Después de la retirada de Byrne la escudería quedó huérfana de dirección y atrapada por su pasado. La no construcción de un nuevo túnel del viento es uno de los síntomas de que siguen anclados en el aquellos tiempos. La contratación de Alonso supuso un punto de inflexión en ese lento declive, no por la contratación en sí del piloto español, sino por la incorporación de gente nueva con una visión más moderna y aerodinamicista de la F1. En puestos clave de la organización de Ferrari tenemos ahora a Nicolas Hennel de Beaupreau (2009), Steve Clark (2012), Pat Fry (2010), y Neil Martin (2010) casi todos ellos con una vertiente aerodinámica importante y que podríamos decir que, junto al español, forman la vertiente moderna y femenina de la F1 en Ferrari. 

El otro conjunto de personas, que forman la hipotética pareja, son Massimo Atzori (1996), Thierry Baritaud (2000), Andea Beneventi (2000), Mattia Binotto (1995), Maurizio Bollini (1994), Gerald Brussoz (2006), Rui de Castro (2007), Paul Drewery (2004), Luigi Fraboni (1998), Corrado Lanzone (1997), Luca Marmorini (2009), Simone Resta (2001), y Nikolas Tombazis (2006), todos ellos con formación mecánica (excepto el griego) y hasta cierto punto añoradores de otras F1, donde el motor era lo único. A Hirohide Hamashima (2012) no soy capaz de clasificarlo dentro de ninguno de los dos grupos principales. También hay que señalar que este grupo no está totalmente cerrardo, habiendo deserciones según el tema de conflicto.

Bueno, pues estos dos grupos (como poco) viven en tensión dentro de la casa roja, pretendiendo conseguir más recursos económicos y personales, que permitan aumentar aún más su poder dentro de la estructura. Por encima de ellos esta Montezemolo que pretende, como buen empresario, vender el mayor numero de Ferraris con la menor inversión posible, o lo que es lo mismo si siendo terceros en el campeonato del mundo de F1 se consigue el record de beneficios ¿Para qué hay que invertir más? 

Sabemos que estos grupos de presión e intereses conviven sin choques noticiables. Y dentro de esta política general, de todos nos queremos mucho, habría que circunscribir las iniciales declaraciones (que no hechos) de Fernando Alonso, diciendo que los ingenieros de Maranello eran los mejores del mundo y parte del extranjero. Mientras algunos eran despedidos y otros eran contratados. No obstante la salida de Aldo Costa y sus declaraciones posteriores, en las que insinuaba que Alonso (y su grupo de presión) eran los responsables de su marcha y no el calamitoso diseño rojo (durante años). Y la posterior re-ubicación de Pat Fry en un puesto más acorde con su sapiencia y posibilidades, ya debería habernos llamado la atención sobre la lucha soterrada o divorcio en ciernes en Ferrari. A pesar de estas declaraciones, nadie se dio por aludido y quedaron como la clásica salida de tono de un empelado despedido que se cree injustamente despreciado e intenta cargar las culpas en otro. 

Les recuerdo que la evolución de motores está totalmente congelada desde la más tierna infancia de ustedes y que hasta 2014 no se necesitan estudios nuevos sobre motores de competición. Aun así, este año, otra vez, el conjunto motorista ha impuesto sus criterios económicos-personales, y el diseño aerodinámico del F112 es algo peor que malo. Pero a diferencia de los últimos años el responsable máximo comenzó, después de la primera sesión de entrenamientos en Jerez, a hacer declaraciones en las que apuntaba claramente hacia donde residía y reside el problema. Fry declaró, el día 7 de febrero por la tarde, que los datos del túnel del viento se ajustaban razonablemente a los obtenidos en la pista y que todavía había muchas cosas y posibilidades de mejora. O en roman-paladino, para aquellos que no somos expertos en inglés, que los datos que salen del túnel del viento y los que se obtienen en carrera se parecen como un huevo a una castaña. 

Después de ese ataque, tan inglés, de sinceridad hubo una cascada de declaraciones de todos siguiendo esa misma línea argumental. Hasta que Montezemolo pensó que tanta sinceridad no era buena para las ventas de Ferrari en el mundo, y comenzó a cambiarlas poniendo mucho énfasis en el futuro y en la gran mejora que iban a hacer. Rápidamente el cardenal Domenicali se desdijo de sus declaraciones pesimistas anteriores, e incluso el monaguillo Massa se atrevió a pronosticar su lucha por el pódium en Australia. Nada más lejos de la realidad, ya que en ningún momento pareció que el brasileño pudiese, no luchar por posiciones de honor sino, pasar simplemente a la Q3. 

En esa clasificación, Alonso nos brindó uno de esos errores garrafales con los que de vez en cuando nos ilumina, y que en España son camuflados rápidamente al grito alopécico de búsqueda de los límites del coche. Pero sorprendentemente, en este caso la escudería nos regaló una perla de sinceridad la Q3 era alla portata di Fernando, ma anche un due volte Campione del Mondo non è infallibile, que indica que los dos bandos rojos están en proceso de divorcio y comienzan a lanzarse cualquier cosa que tengan a mano. Además desde los medios italianos no paran de achacar el error de diseño del Ferrari-112 a la suspensión delantera pull-rod, que parece ser una de las apuestas claras de Fry. 

La victoria falsa de Malasia habrá aplacado un poco la tormenta sobre el grupo de la fea mujer aerodinamicista, pero los machos motoristas deberían recordar que ellos están totalmente castrados y no por cambiar de mujer cambiaran su situación. 

La única solución es asumir que con un escalímetro que solo llega a centímetros no se pueden medir milímetros. Cuando asuman en Ferrari que eso es verdad, se olvidaran de posibles divorcios, conjuras, declaraciones, puyas, malos entendidos y construirán el mayor túnel del viento soplado, donde poder meter a un coche real, para poder apreciar todos los detalles. También construirán otro túnel de viento, este de tipo aspirado. Y, como Red Bull, argumentarán que lo van a utilizar para desarrollar videojuegos o para coches de calle, como se jacta McLaren, y no para mejorar el resultado de los coches de F1. 

Pero no se preocupen, mientras Ferrari siga ganando mucho dinero no habrá ningún ladrillo nuevo para adecentar la cara de la dama aerodinamicista.

16 comentarios:

fon elnota dijo...

Querido Primo de Anónimo:
Hablar de guerra interna en un sistema tan arcaico y anticuado como Ferrari como que no lo veo, su filosofía impide que haya disputa entre las castas mas inferiores.
A mi parecer, Ferrari es como un viejo regimen dictatorial, siempre habrá alguien por encima que te venga a dar un puñetazo encima de la mesa, ponerte las cosas claras de quien manda por encima de ti y si no, ya sabes donde esta la puerta, vamos como el "tio la Vara", que siempre llega pa machacarte los nudillos como intentes pasarte de listo o saltarte algún escalón de la cadena de mando. Y claro, si el que esta por encima de ti, va equivocado, todos los de abajo igual. Pero si el de arriba viene con otra visión diferente puede haber lugar a la esperanza.

Rafael Romero dijo...

Hola Primo:

Sólo me bastó leer el título de la nueva entrada, para imaginarme el litigio que se avecinaba. Y así fué. Suscribo todas y cada una de las frases, con una puntualización. Yo sí pienso que hay algo de rencor en las declaraciones de Aldo Costa, y no pondría exactamente a Fernando como culpable, sino más bien, la causa.

Por otro lado, hay quien piensa que mientras hablen de tí, mal o bien, es beneficioso. Particularmente no lo comparto, y como bien apuntas, los resultados en Ferrari parecen quitarme la razón, aunque habría que saber y analizar las causas reales. Es evidente que carezco de datos suficientes para hacerlo, pero también hay quien compra ropa de mi paisano Amancio Ortega, ¿ a que sí ?, o las llamadas marcas blancas que ofrecen una menor garantía, y un largo etcétera de productos con una calidad, cuanto menos, sospechosa.

Pero..... ¿ y si hablamos de la mítica fábrica que cosechaba grandes éxitos deportivos ? ... ¿ y si Enzo viviéra esta época carente de triunfos ? ¿ le consolarían las ventas ?. Antes que pronto, los tifosi empezarán a reclamar esa inversión, y esa dirección que bien apuntas, ellos sí viven y no olvidan lo que representa la Marca, o eso creo.

UN SALUDO

Fourier dijo...

Buenas tardes Primo.

Yo más que divorcio creo que usaran la tactica de siempre, un cabeza de turco y muchas cabezas en el cesto.

Un saludo.

Primo de Anónimo dijo...

Hola Fon,
Pues por eso mismo (sistema arcaico de toma de decisiones) es por lo que esas insinuaciones (o declaraciones abiertamente hostiles) son síntoma de lucha de poder. El gran dictador (Montezemolo) solo quiere que lo dejen en paz y las distintas partes podrían querer más poder. Te recuerdo que en los 80 todavía estaba Don Enzo y las luchas internas entre los distintos lobbies de Ferrari eran tremendas ¿Recuerdas los comentarios antes y después de la muerte de Villenueve? Las intrigas de palacio de todos contra todos. Pues todo sigue más o menos igual, aunque con más sibaritismo.

Hola Rafael,
Los tifosis italianos son como los buenos aficionados al fútbol. Al final de una horrible temporada les regalas con el fichaje de una estrella y ya están contentos. No, no creo que sean la fuerza motriz que cambie la situación, es más ni Don Enzo pudo en el pasado cambiar las inmensas malas rachas de resultados. Para cambiar la tendencia se necesita un cataclismo en las ventas. Eso, siempre sacude al equipo y da alas a los nuevos dirigentes. Es el viento de cara con el que entro Byrne que le permitió hacer una Ferrari a su imagen y semejanza, uniendo a grandes gentes en distintas parcelas.

Hola Fourier,
El problema es que la posible cabeza de turco (Fry) no parece muy dócil y “parece” que quiere que las cosas se corrijan. Si eligen a Tombazis es una pieza menor. Y Domenicali sin cambios en la sección motores tampoco serviría de nada. Aunque esta cabeza sí que estaría en la dirección que apuntas, cambios que no mueven nada.

Saludos a todos

J. Arce dijo...

Respondiendo a Rafael le diría que si Il Commendatore levantase la cabeza volvería a la tumba corriendo al ver cómo los ingenieros aerodinámicos se han hecho con la F1.

Primo de Anónimo dijo...

Hola José,
Recuerda que Don Mario ya hacia sus cabriolas con la aerodinámica y Byrne fue un maestro en ese arte. El problema no es tanto del papel fundamental de la aerodinámica sino el empeño de Ferrari en aferrarse a algo que esta fuera de norma.
Saludos

Drew dijo...

Entiendo que el que debe dar más poder a los nuevos es Domenicali. Pero es que si hace eso, dura en el puesto dos teleberris.

Bajo mi punto de vista es quien sobra. Con una persona competente ahí... ¿en qué anda metido Bigotón Theissen?

Por cierto, la semana pasada estaba lejos de la civilización y no pude felicitarte a tiempo... Cent'anni!

jaume101 dijo...

Hola Primo:
Como ya es habitual,magnifica entrada,aunque en alguna cosilla no estoy deacuerdo contigo.Al igual que Fon,creo que el problema de Ferrari es la manera en la que funciona.Es como el tipico taller de 8 o 10 trabajadores,en la que el dueño se cree que puede hacer y deshacer a su antojo y hoy en dia asi no funcionan las cosas,el primer error fue la excesiva Italianización,hay que tener a los mejores,sean chinos,rusos o italianos y el segundo y como tu bien dices,la mania que tiene Ferrari con los motores,que si bien es algo importante hoy en dia manda mucho mas la aerodinamica.Y por dios,que hagan un tunel del viento como dios manda

Primo de Anónimo dijo...

Hola Andrés,
Pues es que es lo que se debería hacer, y el bien colectivo debe estar un poco por encima del de casta o grupo (no estoy hablando de los políticos españoles y el resto de mortales de este país aunque es casi lo mismo). Sobre Mario ¿Tú crees que es la persona ideal? No me gusto mucho su forma de actuar con Sauber.
Y gracias por la felicitación, que también es para ti, sin los lectores y comentaristas ¿Qué pinto yo con mis tontás?

Hola Jaume,
Estoy contento que discrepes de mí, porque indica que tienes confianza para discrepar y razones para hacerlo. Y te doy la razón que se parece al taller, pero con el matiz de que el dueño solo quiere la pasta al final de mes. Y eso hay que trabajarlo y además invertir en el futuro (túnel del viento y más).

Saludos a ambos

Drew dijo...

Pues yo le veo en paro (que yo sepa) y suficientemente competente. Eso, o clonamos a Neubauer, o al Vecchio.

Primo de Anónimo dijo...

Hola Andrés,
Pues si es por estar en el paro ¿Por qué no Briatore? La idea de clonar a Neubauer no es mala del todo, pero mientras tanto deberían ir buscando en alguna otra categoría, no necesariamente en gente de la F1. Mandar es mandar, y da un poco lo mismo sobre quien lo haces.
Un abrazo

Drew dijo...

Briatore es un trampas (seguro que igual que el resto) pero es que si encima le pillan... es que es un mal tramposo, ¡y queremos gente buena!

Anónimo dijo...

Buenas noches primo:

Gran entrada, como siempre. Me faltan conocimientos para opinar sobre la política, ya que es un tema que nunca me ha preocupado mucho en Fórmula 1 (aunque la decida bastante a menudo).

Estoy de acuerdo con varias cosas, y sí creo que el culpable de la situación es Domenicali: Ferrari debe decantarse hacia una visión más aerodinámica, pero incluso con nostálgicos de la era motorista a bordo, una buena dirección centrada en el aspecto de los resultados deportivos(o circenses, llámalo Bernie) y bien liderada sería bastante más útil que este hombre que se preocupa más por las ventas de coches de calle que de buscar las décimas que le faltan al monoplaza (sea a través del túnel de viento, de la suspensión pull-rod o de la cariñosa despedida de Massa).

Odiaría tener al mal tramposo de Briatore en la Scuderia pero frente a Theissen, por ejemplo, como se decía más arriba, tiene la ventaja de no ser alemán, sino italiano, lo que le da puntos a favor, además de su afinidad con Alonso (afinidad que no tuvo de forma tan explícita con Schumacher, aunque también ganó dos campeonatos en su escudería).

Por cierto, si no te importa me llevo muchas frases, como esa de que un bicampeón del mundo no es infalible.

Nuska
Nuska

Primo de Anónimo dijo...

Hola Andrés,
Totalmente de acuerdo. Es tramposo y mafioso. Por eso ante el ambiente enrarecido de la F1 quizás deberían pescar en otros sitios también oscuros y hostiles. La pesca de Ferrari en los rallyes no les fue mal al final del siglo pasado ¿No crees que debieran volver a intentarlo?

Hola Ana,
Sobre la política debes saber que o la haces tú o la hacen contra ti. No puedes ser neutral.
Sobre el capo de los rojos, creo que deberían buscar allende de la F1. Y totalmente de acuerdo que una aproximación más aerodinámica y calculadora les hará transformar ese pull-rod delantero en una suspensión vencedora. Como ya hicieron del efecto suelo Chapman, o del soplado Newey, o la electrónica Head, o los materiales Byrne, o tantos otros que perseveraron con astucia.

Un cordial saludo y suerte con el ocho chino

Drew dijo...

Pero el mundo de los rallyes de los 80 poco tiene que ver con el actual, sinceramente no creo que sea la mejor opción. Antes estaban realmente a la vanguardia técnica y había competitividad real, hoy en día ni siquiera Betfair se molesta en hacer apuestas sobre el WRC.

Primo de Anónimo dijo...

Hola Andrés,
¿No crees que tirando de la gente que está ahora involucrada en Le Mans se mejoraría la F1? A mí me tienen maravillado la libertad de creación que tienen. Hicieron equipos diesel y ganaron. Ahora quieren ganar con un motor hibrido ¿No está esa gente un pelín por encima de las capados de la F1? Al menos tienen libertad de creación y de ahí es de donde sale la belleza (de un motor, de un diseño y de todo).
Saludos

Publicar un comentario